Desde la antigüedad han existido personas que se dedican a robar cosas a la gente, y hasta el día de hoy hay gente que se sigue dedicando a esto, sin embargo hay una diferencia fundamental hoy día; y es que en la actualidad existen dos mundos, completamente distintos pero estrechamente relacionados, el mundo virtual y el mundo real.

Precauciones en WhatsApp

Peligros WhatsApp

La relación que existe entre ambos mundos es que en ambos nos encontramos como individuos, es decir que en ambos existe nuestra información, ahora bien la desventaja del mundo virtual es que muchas veces ignoramos su funcionamiento y los Peligros en WhatsApp, y es de esto de lo que muchos criminales se han valido para poder realizar estafas virtuales, y una de las herramientas favoritas es WhatsApp, en este articulo mencionaremos brevemente algunas de las formas en que estas estafas se realizan, y una vez que sepamos identificarlas podremos evitarlas.

Muchas de las estafas que se llevan a cabo en WhatsApp tienen que ver la contratación de servicios Premium, como un supuesto servicio que activa las video llamadas en el servicio de WhatsApp, el funcionamiento virtual de esta clase de estafas es la siguiente.

Cuando el usuario da clic en el enlace que supuestamente activa el servicio de video llamadas, el enlace redirección a un sitio que tratara de suplantar la identidad del usuario de WhatsApp; con la finalidad de simular mayor legitimidad aparecen ventanas que supuestamente verifican la actualización del software, y por lo general al final se pedirá que se realice una última actualización para poder activar el nuevo servicio.

Este mensaje re direccionara a un sitio que pide insertar el número telefónico y el operados con el que dicho numero está conectado; es en este punto en donde se realizara la suscripción a un servicio ajeno a WhatsApp, servicio que se cobrar mes con mes y que será inútil para el usuario; como parte final se pedirá que el mensaje se comparta a otros usuarios, obviamente con el fin de que más víctimas caigan en la trampa.

Compartir