En el pasado mes de enero supimos que Netflix estaba planeando invertir 6.000 millones de dólares destinados a contenidos este año, parte de los cuales sería destinado a la creación de contenidos propios.

Hoy Amazon la compañía de comercio electrónico ha anunciado que duplicaran los fondos destinados a la producción de video, triplicando el dinero destinado a su propio contenido original.

Aquí la principal interrogante es que ¿Es esto suficiente para hacerle competencia a Netflix?

Amazon está dispuesta a hacerle frente a Netflix

El actual CFO de Amazon, Brian Olsavsky, es el que ha hecho estas declaraciones en las que la empresa incrementará de manera sustancial, su gasto en la creación de producciones millonarias bajo la firma de Amazon, durante lo que queda de año.

En sus más recientes estados de resultados financieros, vemos que, en el apartado de gastos e inversiones, Amazon ha invertido 3.800 millones de dólares en lo que ellos denominan como tecnología y contenidos. Pero esta cifra no se puede interpretar únicamente como gasto destinado en contenidos, ya que acoge los gastos relacionados con ellos, esto va desde sueldos hasta los costes de la infraestructura.

La única cifra claramente real de inversión en contenidos son los 1.300 millones de dólares que se han gastado para la creación de Prime Instant Video, su alternativa a Netflix, Claro y otros que surgió durante el 2014.

Lo complicado aquí, es que Netflix podría estar consiguiendo cargarse a la potencia en contenido televisivo HBO en cuanto a gasto en producción para series propias, mientras que otras cadenas de la talla de Showtime les sigue de cerca gastando 700 millones anuales aproximadamente. Amazon quiere entrar a la batalla de los grandes, aunque habrá que esperar a que existan cifras concretas respecto al impacto que tenga sobre la gente esta nueva inversión que promete excelente contenido.